.

.
©

PARADÓJICO RECLAMO DE UNA PES-(z) CADITA A SU PES- CADOR

Desde hace algunos años, la Pesca con Devolución –o ¨Catch and release¨- se ha convertido en una práctica cada vez más popular, a los fines de minimizar el impacto de la devastadora pérdida de organismos provocada por el hombre.


¿Para que me pescás, si me vas a devolver...?

REFERENCIAS PREVIAS (no necesariamente) ÚTILES

dorado: (Del part. de dorar). m. Pez teleósteo (¿…?) , del suborden de los Acantopterigios (¿…?) , que alcanza unos seis decímetros de largo (:O), de coloración dorada. Es comestible.
dorada: f. Hembra del dorado.
doradito / ta : m. y f. Arg. Modismo. Diminutivo cariñoso o confianzudo de dorado/da.
Verbigracia:
Amor: amorcito, amorcita.

Bicho: bichito, bichita.
Piojo: piojito, piojita
// y los que el imaginario colectivo quiera seguir agregando.
Fuente:
Microsoft® Encarta® 2008. © 1993-2007 Microsoft Corporation.
Reservados (casi) todos los derechos.

A continuación, se consignan algunas de las cláusulas más importantes del Reglamento Internacional de Competiciones de Pesca Deportiva con Devolución:
1- Si sacás al pez rápidamente y lo dejás llegar a un estado de agotamiento, generará condiciones que no le permitirán recuperarse fácilmente.
2- Para que el pez sobreviva, hay que tener especial cuidado en el lugar donde le clavás el anzuelo.
3- Es preferible (reír que llorar) -y en algunos casos, obligatorio- el uso de anzuelos sin un saliente muy voluminoso, para que produzca menos daño al extraerlo, ya que no desgarra los tejidos.
4- En el caso del uso de carnada natural, el pez se traga el anzuelo y en esa situación, es muy difícil de extraer.
5- En tu calidad de pescador, deberás liberar al pez tan rápido como sea posible.
El tiempo que demora la lucha entre ambos debe ser breve, para que el pez tenga la posibilidad de recuperarse.
6- Asimismo, deberás mantenerlo siempre en el agua, evitar que se golpee sobre el suelo o contra las rocas, y tratarlo con suma delicadeza.
El cuidado en este manejo es fundamental.
7- Si el pez, luego de ser liberado, no se recupera, deberás sostenerlo con la boca abierta (y si es posible, por el honor del pobre pez, en privado o sin muchos testigos) frente a una corriente más o menos fuerte, permitiendo que el agua fluya entre sus branquias.
Esta operación puede demandar varios minutos.
8- Acabado este procedimiento, deberás soltarlo siguiendo los consejos del punto anterior, suspirar (si cabe) y dejarlo ir, hasta la próxima vez que lo quieras pescar (si es que existe alguna próxima vez en que lo quieras pescar).-
Fuente:
Catch and release- Wikipedia
www.nosoloelpezporlabocamuere.com.ar

Seguidamente y para terminar, les ofrecemos un poema ilustrativo, que contiene el testimonio de una de las víctimas, compuesto íntegramente en versos de arte mayor, agrupados en ocho (8) cuartetos, todos ellos con rima alternada.


PARADÓJICO Y POÉTICO RECLAMO
DE UNA PEZ /CADITA A SU PES /CADOR

¿Para qué me acercás ese anzuelo
si sabés que me gusta morderlo?
hasta el límpido espejo del cielo
lo acredita y si no querés verlo,

significa que ¡ciegos tus ojos!
de mirarme se están protegiendo.
¿Desde cuándo mis pobres despojos
tanto miedo te fueron metiendo?

¿O será por no ver que no sienten?
que las aguas se van conmoviendo,
que mis mudos tirones te mienten,
que simulo el estar resistiendo,

que no quiero escapar, que me quedo
a esperar tu dictamen y es vano
todo intento de huir. Sólo puedo
replegar y morir por tu mano.

Yo debiera quedarme callada…
no gritar que encantada quisiera
terminar como cena ¡atrapada!
bien clavada en tu trampa bichera.

Pero, en fin, a contarlo me agencio,
(como pasa con ciertas mujeres…)
que de tanto violar el silencio,
como el pez, ¡por la boca se mueren!

No ambiciono zafar ni salvarme.
¡Qué total paradoja! (ya ves…)
Si sos vos el que quiere pescarme,
no pretendo imitar a Moisés.

A este lecho recóndito y frío
no te empeñes así en devolverme.
Te agradezco ¡no agites el río!
si no estás decidido a comerme.


la Dora Dita