.

.
©

NO DEJES QUE TE OLVIDE


I

No dejes que te olvide (la frase es de Gabriel)
No te lleves mis sueños. No vacíes mi caja
de la marca Pandora. Tu recuerdo destaja
mi paleta de otoño con la luz de un vergel,


me devuelve el verano y le pone sentido
a la suma incesante de mis días, que en vano
he vivido yo antes de ofrecerte la mano,
de morderte los labios y de haberte elegido


entre todos los hombres. No concibo la idea
de que un día despierte y no sepa tu nombre,
y tu rostro adorado se deshaga, se escombre.
No hay deseo posible si evitamos que sea.


No te pares tan lejos que no alcanzo tu piel.
No dejes que te olvide (la frase es de Gabriel)


II

No permitas que sane (esta frase: es mía)
de la fiebre más dulce que he sufrido en la historia,
del amor más inmenso del que tengo memoria,
del ardor más intenso que he sentido. La fría


solidez de este mármol que erigiste entre nos
ha aumentado los riesgos de que un sorbo del Lete
determine el final de este extraño sainete
 con más penas que gloria, y prescinda de vos.


Como un tigre sin manchas o un infierno sin fuego
rozaría la Nada en cuestión de segundos.
No dividas así, porque sí...nuestros mundos.
No rompas este espejo.No desoigas mi ruego.


No dejes que te olvide. No me acortes la vida.
No te olvides que siempre muere un poco el que olvida.

















No dejes que te olvide. 
No me acortes la vida.
No te olvides que siempre
 muere un poco el que olvida.

















 
 muere un poco el que olvida