.

.
©

CINCO COPLAS PAVAS










Yo siempre estoy acá
como un árbol en pie,
te quejarás largo y feo
cuando ya no esté.


Aaaaaaaaaaaro aro aro aro (1)

Yo te sueño con sombras (2)
y te sueño con luz.
El día que me despierte,
¡a llorarle a la cruz!


 
Aaaaaaaaaaaaaaaro aro aro aro




A los hombres no hay que darle
ni la mínima atención,
porque a los cinco minutos
te rompen el corazón. (3)

Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaro aro aro aro

 Ayer pasé por tu casa
y me esquivaste, che gil.
Mañana paso de nuevo
con un misil …(4)

Aaaaaaaaaaaaaaro aro aro aro



_______________________________________


Bueno, en virtud de que así podríamos seguir eternamente,  finalizaremos este breve, pero emotivo acto, con la siguiente copla:



Tan grande la azul esfera
y en ella lo que hizo Dios, (5)
y yo, pedazo de pava,
¡vengo a ensartarme con vos!
_________________________________________

REFERENCIAS ( no tan) ÚTILES: 



La composición de las coplas que anteceden se ha inspirado en las siguientes fuentes literarias:



(1) ¨Manual para embocar todas las veces que le tirás¨,   Arthur Schopenhauer.

(2) ¨Cómo invertir mejor el tiempo durante un corte de luz¨, Friedrich Nietzsche.

(3) ¨No le hagas tanta fuerza porque me lo rompés¨, Corín Tellado.

(4) ¨Memorias de Bin Laden¨,  Rajah Te Mientraspuedas /  Islam Library/

(5) ¨Señor dame paciencia porque casi lo tengo en la bolsa¨,   San Agustín, en latín Aurelius Augustinus Hipponensis.